Impuestos

¿Tengo que contestar a un requerimiento de consumo si el cliente es un autónomo?

Una reclamación en materia de Consumo es una comunicación que el consumidor dirige a la administración competente cuando se presenta un conflicto entre él y la empresa que le ha vendido el producto, poniendo de manifiesto los hechos y solicitando una solución y/o compensación. Pero solo pueden presentar reclamaciones de Consumo quienes hayan actuado como consumidor final. No son reclamaciones de Consumo las discrepancias que pueda haber entre empresas o entre particulares, por lo que no estarán amparadas ni por las normas de protección del consumidor ni por los organismos encargados de ello.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *